Los peligros de la democracia

11078233_357171891138685_6460171379412078149_n.jpg

Dicen que la democracia es el sistema político menos malo y seguramente es verdad, pero tiene sus peligros, diría que sus gravísimos peligros. El candidato republicano a la Casa Blanca Donald Tump tiene, al parecer, el camino despejado para ser designado como representante de su partido a los comicios norteamericanos de noviembre. Y eso, no ya es que sea preocupante, sino que puede convertirse en un auténtico descalabro del que todo el planeta pagará las consecuencias si finalmente consigue derrotar a su contrincante demócrata Hilary Clinton.

La pregunta es: ¿cómo es posible que millones de personas  legitimen con su voto el gobierno de un personaje de tal calaña? Dicen que los designios de dios son inescrutables. No me preocupa porque no soy creyente, pero ¿qué sucede con los designios (democráticos) de los humanos? Eso es lo que de verdad me inquieta y no acabo de comprender cómo este sujeto sexista, ridículo, homófobo, racista y seguramente un montón de cosas más (y ninguna buena), puede contar con el respaldo de tal multitud de ciudadanos. El problema es que en este mundo globalizado en el que, no sé si por suerte o por desgracia nos ha tocado vivir, las consecuencias del desastre que se nos avecina, si se confirman los pronósticos, las vamos a pagar muy caras el resto del planeta y la mierda, no poca, nos va a salpicar a todos. Tengo la sensación de que cuestiones como la invasión de Iraq, la construcción de grandes muros disuasorios como guetos, la pervivencia de la ignominia de Guantánamo, el apoyo a las oligarquías internacionales… todas esas cosas, van ser una broma infantil comparado con lo que se nos viene encima si este elemento asienta sus posaderas en los sillones del Despacho Oval.

Claro, que sin irnos tan lejos (y salvando las indudables diferencias) más de siete millones de españoles votaron en las pasadas y frustradas elecciones generales a un partido político cargado de corrupción (casos aislados, eso sí, afirman desde dentro) y al parecer la historia volverá a repetirse en 26 del próximo junio.

El género humano, al parecer, no solo no  consigue evolucionar sino que está empeñado en una caída hacia el abismo en una permanente involución.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s